Historia virtual

Enseñar historia con videojuegos no es algo nuevo, ya en los juegos de 8 bits había algunos que intentaban enseñarnos algo de historia. Y los había de muchos tipos. De RPG y de estrategia eran los más comunes para esto. Tanto en consolas como en PC los juegos sobre alguna guerra o sobre cómo dirigir un batallón del ejército en batallas históricas reales, aparecieron por finales de los 80´s y principios de los 90´s.

Hay muchos videojuegos históricos y supongo que todos pudieron enseñar algo en su momento. Muchos de los diseñadores de videojuegos históricos actuales confiesan su gusto en la infancia de estos primeros juegos históricos y de los que siguieron conforme la tecnología de los videojuegos mejoraba en calidad de imagen. Ahora podemos ver impresionantes representaciones virtuales de civilizaciones antiguas como jamás lo pudimos imaginar. En algunos juegos podemos tomar la bastilla, luchar por el imperio romano, pelear en la independencia del Cusco, en el Perú, luchar en la revolución mexicana y presenciar la decapitación de Luis XVI.

Si bien es cierto que muchas veces algunos de esos juegos puedan pecar de falta de investigación para recrear una época histórica, también es cierto que hay dos tipos de formas de enseñar historia en videojuegos; la primera sería como en videojuegos del tipo God Of War, Call of Duty, Medal Of Honor, Battlefield, etc, donde si bien sí se aprenden cosas que podríamos decir realistas o verídicas sobre la era histórica en que el juego se ambienta, también hay ocasiones en las que pueda existir mala información acerca del evento. Estos juegos quieren, además de divertir al jugador, que éste se interese por la mitología griega o las guerras mundiales. Juegos como Civilizations, Age of Empire o Age of Mythology, intentan hacer lo mismo pero más allá, ya inmiscuyéndonos en el manejo de políticas, economía, y nuestras decisiones repercuten en el bienestar de nuestros pueblos y la estabilidad de nuestro estado, ayudando a la comprensión del lado político de la historia. Pero ambos tipos de juegos pueden llegar a cometer las mismas omisiones si la investigación no es lo suficientemente concienzuda y seria. Además ambos tipos de juegos, al igual que cualquier material de ficción ambientada en algún tiempo histórico, tienen la función o intención de servir como impulsor al espectador para interesarse por algo que antes quizás no había llamado su atención.

Creo que muchas personas se sienten fascinadas por épocas anteriores como el medioevo, y principalmente es por la ficción, tanto en películas, libros, comics, videojuegos y más cosas. Nuestra cultura medieval occidental moderna está empapada de errores históricos, completas mentiras, tergiversaciones y omisiones de todo tipo, a veces a priori y otras veces por marketing. Acostumbramos ver a la gente de la Edad Media con dientes limpios o sólo un poco sucios, cuando la higiene bucal era prácticamente desconocida por la población. De igual forma las piernas afeitadas de las mujeres y los peinados de salón de los varones protagonistas. Tampoco muchos de los utensilios que se usaban pueden ser los correctos y a los niños, en la edad media, se les trataban como animales, (excepto a los niños nobles o nacidos en la corte bajo cobijo real) y no gozaban de la protección de ningún tipo de leyes más que de sus padres y a veces ni eso.

De ahí pasamos a lo fantástico. Hadas, duendes, dragones, unicornios, hechiceros, etc. Este tipo de cosas son las que más suelen llamar la atención de la Edad Media a pesar de no haber ni existido como tal. También nos atraen las heroicas y románticas historias del valiente caballero que salva a la princesa, del valiente guerrero (o guerrera, Xena) que salva magnánimamente a una pequeña aldea. O peor, la retorcida visión de la realeza por parte de Disney, en donde los reyes y reinas y príncipes y princesas son completamente almas nobles, bondadosas que se preocupan por sus súbditos, con un sentido de la moral y la justicia intachables e incapaces de cometer alguna atrocidad. Es decir, todo lo contrario a lo que los reyes y príncipes europeos y de otras latitudes, y sus familias, fueron e hicieron con el poder del que gozaban.

Este tipo de falacias históricas que aparecen en la ficción son las más graves, y como amantes de la historia debemos tomar en cuenta para desechar de nuestros estudios históricos. Es cierto que la historia quizás no sea tan divertida como podrían serlo las batallas contra dragones y hechiceros o la historia de Robin Hood o el Rey Arturo. Pero sí es muy divertida. Muchos podrían decepcionarse al jugar un juego, por ejemplo, sobre cómo pudo haber sido la vida de un campesino de la alta edad media, entre el siglo V y siglo XI o XII. Tendría que trabajar todo el día, sin tiempo ni para ver a su esposa e hijos, en caso de que alguna enfermedad u otra cosa no se los hubiera quitado ya, sin tiempo para sentarse a reflexionar sobre la vida, casi sin tiempo para comer ni para dormir. Completamente dedicado a trabajar la tierra para su señor, el feudal, y si éste quería un día matarlo por diversión podía hacerlo y nadie defendería al campesino. Además de que su vida difícilmente pasaría los 34 años de edad.

Pero quizás sí sería atractivo jugar uno donde tengamos que ser algún miembro de la familia real y tratar de conseguir el trono, conspirando con nobles, clérigos o hermanas, como solía suceder dentro de las familias reales europeas. O podríamos conspirar para crear un levantamiento armado que lleve a alguna revolución. Y ese tipo de juegos te dejaría escoger roles; podrías ser un conspirador por la corona o contra un gobierno, o un rey tratando de descubrir una conspiración de su propia familia para asesinarle o un gobierno dispuesto a todo antes que dejarle el poder al pueblo. Todos estos juegos podrían ser o de estrategia o combinada junto a la acción y aventura, tipo los juegos de survival.

Actualmente un amigo y yo intentamos terminar un videojuego sobre dioses y mitología mesoamericana y la historia antigua de las culturas prehispánicas. Este juego pretende además de divertir, enseñar historia e incitar a estudiarla. Lo estamos haciendo con el método científico histórico como base y esperamos pueda ver la luz pronto.

También saldrá a la venta este 2018 un juego mexicano que promete bastante. Y lo más interesante es que trata sobre mitología prehispánica, en este caso de los raramuris del norte. El juego se llama Mulaka y parece muy divertido. Otro juego mexicano sobre temas históricos es "Al grito de guerra", un shooter de algunas batallas de la revolución mexicana.

Lamentablemente para mí, he tenido pocas oportunidades de jugar videojuegos históricos. La última consola que tuve fue una PS2 y la tuve cuando el PS3 ya estaba en su apogeo. Los últimos juegos históricos que realmente jugué fue Medal Of Honor, front line, para PS2, y God Of War 1 y 2, por la mitología. Los que queremos hacer videojuegos históricos aspiramos a dar el impulso de curiosidad para que el jugador luego quiera saber más sobre la historiografía de aquello que jugó. A algunos debió interesarles conocer sobre la I y II guerra mundial a raíz de jugar Medal Of Honor o Call of Duty, y últimamente Battlefield. En mi caso como jugador la atracción por el juego de Medal Of Honor se debió a que lo había jugado anteriormente en casa de un amigo que me hablaba maravillas de él. Yo era un poco renuente a los shooters, había jugado algunos pocos y actualmente soy pésimo en Halo. Pero Medal of Honor llamó mi atención por su modo de juego y por esa nostalgia de los años 40´s. Recuerdo cómo mi amigo me hablaba de que el juego te contaba y aleccionaba sobre la historia de la II guerra mundial y sobre los nazis y sobre los gringos, porque sí, en el juego forzosamente tenías que ser con los gringos.

La primera vez que lo jugué lo pasé sin prestar demasiada atención en la historia. Pero las siguientes veces lo hice y me di cuenta de que mi amigo tenía razón. Aprendías algunas cosas sobre historia al jugar Medal Of Honor. Lamentablemente no así con otros juegos como los survival horror, mis favoritos. Pero en la PS los shooters sobre la II guerra mundial se convirtieron en unos de los mejores títulos de la consola; Medal of Honor y Medal of Honor; Underground, donde pudimos jugar cómo pudo haber sido ser una espía en la II guerra mundial.

Intentar enseñar y aprender historia por medio de videojuegos es posible e interesante además, porque al incluir la enseñanza una parte práctica, el aprendizaje se refuerza. Los profesores de historia bien podrían ponerse a jugar algunos títulos, y ¿por qué no? Incluso diseñar algún videojuego como el caso de un juego peruano hecho por estudiantes y profesores de historia para enseñar la independencia del Perú, para motivar a sus alumnos a conocer la historia de su país. Los videojuegos históricos ahí están, han estado siempre, pero nuestra atención como docentes e historiadores no la llamó sino hasta hace relativamente poco.

Si están interesados en este tema aquí les dejó los siguientes links donde podrán ver opiniones tanto de jugadores aficionados a la historia como de profesores e historiadores aficionados a los juegos de video.

 

Las primeras 4 ligas son un ensayo y tres videos sobre el mismo tema del que hablo, la enseñanza y aprendizaje de historia por medio de videojuegos;

https://medium.com/punto-y-coma/la-ense%C3%B1anza-de-la-historia-y-los-videojuegos-condenados-a-entenderse-3589fed04da2

https://www.youtube.com/watch?v=qm6fpInMOuY

https://www.youtube.com/watch?v=uEkfDIF_U24

https://www.youtube.com/watch?v=6V9f-WVJ1hA

La siguiente es sobre el videojuego de la independencia peruana;

https://www.youtube.com/watch?v=Idg6MXqWRD0

Y éste sobre el videojuego basado en mitología tarahumara;

https://www.youtube.com/results?search_query=videojuego+de+mitos+mexicas


Comentarios

¡LLÁMANOS YA!

(33) 18128621

Contrata ya
Redes Sociales Comprar una aplicación para ios o android, windows phone
Diseño y animación Comprar una página web en Guadalajara

Videojuegos Comprar una aplicación para ios o android, windows phone
Sistemas Comprar una página web en Guadalajara

Apps Comprar una aplicación para ios o android, windows phone
Desarrollo WEB Comprar una página web en Guadalajara